Encantada (2007)

Encantada (2007)

Todo comienza con la doncella “Giselle” en su cabaña ubicada en el bosque, rodeada de animales encantadores, cantando y soñando con su príncipe azul, cuando de pronto es atacada por un gigante. Casualmente, el príncipe “Edward” pasa cerca, nota la situación y corre al rescate de Giselle. Es ahí donde se conocen, se enamoran y deciden casarse. Pero como toda película de hadas, siempre hay una bruja mala, “Narissa”. Ella es la madrastra del príncipe, quien se siente amenazada por la boda y decide enviar a Giselle a otro mundo. La madrastra envía a su fiel colaborador, “Nathaniel”, quien empuja a Giselle a un abismo, donde hay un agujero mágico que la transporta al mundo real. Giselle llega a la ciudad de Manhattan y se consigue con la realidad, donde no hay magia, música ni hay muchos finales felices.

Desubicada y perdida en la ciudad, Giselle vuelve a convertirse en una doncella en apuros, pero esta vez es salvada por “Robert”, un abogado que se desempeña en casos de divorcios y su pequeña hija “Morgan”. A partir de ese momento, todo comienza a cambiar para cada personaje. Giselle trae con ella la magia y la fantasía, convirtiendo cada lugar de Manhattan en un musical lleno de alegría, mientras que Robert, siendo un hombre decepcionado por una mujer, comienza a creer en la magia del amor gracias a Giselle y terminan enamorándose.

Todo se vuelve complicado cuando el príncipe Edward, acompañado por Nathaniel y Pip (una ardilla), quien es el mejor amigo de Giselle, llegan al mundo real con el fin de rescatar a su amada. Pero Nathaniel tiene una tarea más perversa y es la de eliminar de una vez por todas a Giselle. Al no lograrlo, Narissa llega a Manhattan para hacer ella misma el trabajo. Sin embargo, el bien siempre sale victorioso y Giselle consigue tener la típica frase de: “Y vivieron felices por siempre”.

VER PELÍCULA COMPLETA

Cultura Japonesa y Coreana